community manager

Community Managers: ¿En qué se centra el núcleo del Social Business?

Una de las preguntas que más a menudo se hacen sobre los negocios sociales es sobre sus factores clave de éxito. Específicamente, ¿qué es lo que hace que un determinado esfuerzo de medios sociales empresariales tenga posibilidades de éxito? Aunque las respuestas a esto no han cambiado mucho en los últimos dos años, me he dado cuenta de que normalmente es clave diferenciar al menos dos – y tal vez hasta cuatro – marcos temporales distintos a lo largo de la vida de un esfuerzo, ya que el enfoque en lo que es más importante cambia significativamente en cada fase de un proyecto de negocio social.

Los dos plazos principales que más importan son: 1) el proceso inicial para definir y justificar una determinada iniciativa de negocio social y 2) el trabajo inicial para desarrollar una comunidad comprometida en torno a la solución de negocio social resultante (una comunidad de clientes, un programa de defensa, una campaña de marketing social, etc.) Ambos son períodos de tiempo delicados que requieren un enfoque cuidadoso en lo que más importa. En menor medida, otros dos marcos de tiempo también son importantes, los cuales he explorado en mi investigación sobre la adopción de negocios sociales. Estas fases son: 3) lograr una masa crítica de participación y 4) lograr un proceso sostenible de compromiso a largo plazo.

Resulta que la primera y la segunda fase casi siempre requieren de un patrocinador de gestión apasionado e involucrado, preferiblemente un ejecutivo de alto nivel muy respetado que cree la cobertura aérea para los cambios requeridos en la organización, así como los recursos necesarios. Pero son la segunda, tercera y cuarta fases las que requieren la capacidad más importante de todas: Gestión eficaz de la comunidad.

A lo largo de los años, he explorado la capacidad emergente de la gestión comunitaria, una disciplina muy poco reconocida que requiere un conjunto específico de habilidades de gestión comunitaria y que es relativamente desconocida para aquellos que no están involucrados en los medios sociales. En el nivel más básico, la gestión de la comunidad se requiere para nutrir, crecer, educar, administrar, medir y operar una solución de negocio social. Aunque en realidad todavía estamos en los días primitivos de la’pintura rupestre’ de los negocios sociales en general, como parte del proceso de madurez vemos que la gestión de la comunidad en sí misma también está en un proceso de evolución. Por ejemplo, sólo ahora está alcanzando la etapa de especialización, donde podemos ver roles dedicados para funciones como el compromiso, el análisis y la presentación de informes, la capacitación y el desarrollo, o incluso la planificación estratégica.

Otros indicadores de madurez de la profesión también han crecido. Un nuevo y excelente informe, titulado The 2013 State of Community Management from The Community Roundtable (El estado de la gestión comunitaria en 2013 de la Mesa Redonda de la Comunidad), subraya esto con datos concretos: Los equipos de gestión de la comunidad están estableciendo normas para su industria en torno a la gestión de contenidos y la programación comunitaria. También han comenzado a redactar libros de tácticas bien documentados que sus equipos pueden organizar y seguir para proporcionar resultados consistentes y una dirección coherente. Las métricas y la generación de informes, si bien siguen siendo muy variables en toda la industria, también se están convirtiendo en una competencia clave para los equipos, ya que intentan cada vez más determinar y comunicar su impacto en el negocio. También vemos que los administradores de la comunidad tienden a formar el núcleo del personal de los centros de excelencia de los medios sociales emergentes.

Nuevas áreas de interés para las habilidades de gestión de la comunidad


Mientras que la era inicial de la gestión de la comunidad se definía a menudo por actividades tácticas como la moderación y la formación, ahora vemos que los community managers de hoy en día han evolucionado sus habilidades, se han vuelto más estratégicos a lo largo del camino, y han refinado su propósito, y los datos lo demuestran. Específicamente, vemos estas tres tendencias generales:

1. Nuevas y sofisticadas estrategias de compromiso.

Los departamentos de gestión comunitaria de hoy en día se dan cuenta de que no pueden hacerlo todo, ni deben hacerlo. El compromiso a escala es cada vez más el nombre del juego, desde cultivar y orquestar a los defensores hasta procesos en tiempo real asistidos por herramientas que aumentan enormemente el alcance y la relevancia de los community managers, a la vez que reducen el tiempo de las tareas individuales que se requieren para comprometerse de manera generalizada.

2. El uso estratégico de los datos para guiar las actividades y objetivos de la gestión comunitaria.

Hemos visto surgir un plan operativo en los últimos años en el que los datos sociales están en el centro del flujo de trabajo de la gestión de la comunidad (así como otras funciones de negocios sociales como el marketing). Los CM hoy en día pueden operar herramientas analíticas que derivan de situaciones tácticas, así como de inteligencia estratégica de negocios, y hacerlo es parte de su formación básica y una parte integral de su libro de jugadas. También estamos viendo que utilizan su contenido como un activo de datos estratégicos

3. Un enfoque en obtener resultados comerciales valiosos.

Uno de los comentarios más intrigantes del informe del Estado de Gestión Comunitaria de 2013 fue que “una diferencia interesante entre el promedio de la encuesta y los equipos comunitarios que pueden reportar el valor de la gestión comunitaria es el mayor nivel de interacción con la mayoría de los otros departamentos y el notable aumento de la interacción con su equipo financiero”. Los community managers exitosos siempre han tenido una amplia interfaz con múltiples departamentos en toda la compañía, pero ahora podemos ver que son los business savvy community managers los que pueden concentrarse en el valor e identificar el ROI.
Aunque algo de esto no es necesariamente sorprendente (ciertamente el aumento de la analítica ha sido quizás la tendencia más obvia de todas en el negocio social), las partes interesantes están a menudo en los detalles específicos y les insto a que lean cuidadosamente el informe SOCM 2013.

¿En qué más estás viendo que se está centrando el community manager de hoy?

community-manager-figura-clave-empresas

¿Qué hace que un Community Manager tenga éxito?

Ya sea que seas un community manager profesional, o que estés buscando contratar a alguien para que dirija tu comunidad, es importante que reflexiones sobre lo que hace que los community managers tengan éxito. Claro, necesitan algunas características inherentes, como un interés en las comunidades en línea y una comodidad con la tecnología.

Pero, más allá de lo básico, ¿qué es lo que hace que un CM tenga éxito?

Así como hay miles de comunidades únicas en el mundo, hay un número igual de Community managers únicos que se aseguran de que funcionen. ¿Hay algunas cualidades que todos los gerentes de la comunidad – sin importar la industria, la audiencia o la estrategia – que tienen en común?

1. Comprender lo que sus miembros quieren y necesitan

No importa cuán duro trabajes, si no entiendes lo que tus miembros quieren y necesitan, vas a tener problemas para cultivar una comunidad en línea exitosa. No importa cuán buenas sean tus intenciones, si hay una desconexión entre tú y tus miembros, o entre tu organización y tus miembros, la construcción de un compromiso sostenible será una batalla cuesta arriba.

Escucha a tus miembros y observa lo que hacen en la comunidad para reconocer patrones, lo que te ayudará a entender si estás en el camino correcto o no. Realiza encuestas con regularidad y ten un programa formal de retroalimentación. Asegúrate de incluir a todos: si dejas fuera a los grupos que crees que no tienen una opinión, como los merodeadores, nunca acabarás con una imagen clara.

Esto también incluye conocer la cultura de tu comunidad. El espacio de su oficina -donde trabajas todos los días, representando la cultura de su organización- puede tener un aspecto diferente al de la cultura de sus miembros. Y entender la cultura de sus miembros te ayudará a aprender lo que los motiva y lo que encuentran valioso.

2. Toda la organización apoya a la comunidad

Esto puede sonar como algo obvio – ¡por supuesto que la organización debe apoyar a la comunidad! Pero obtener el apoyo total de toda tu organización, incluidos los ejecutivos, puede ser un desafío para los community managers. ¿Y qué tan exitosa puede ser una comunidad si se considera una idea tardía, un proyecto paralelo o simplemente otra casilla marcada en la lista de “qué todas las empresas de moda tienen estos días”?

Simplemente tolerar a la comunidad dentro de su organización, o saber que es buena pero no abrazarla completamente, es tan malo como no preocuparse. En el Informe sobre el Estado de la Gestión Comunitaria 2016, la Mesa Redonda Comunitaria encontró que una cultura organizacional que es neutral hacia la comunidad es la misma que una cultura que es restrictiva o tóxica hacia la comunidad.

AirBNB es un gran ejemplo de comunidad tejedora en todos los ejemplos de su organización. Con sus esfuerzos, han demostrado que cuando la comunidad es más que una idea de última hora, puede sostener a toda la organización.

3. Experiencia como moderador

La moderación es una habilidad que se aprende e implica lograr un equilibrio entre confiar en el comportamiento de los miembros de la comunidad y mantener el control para que nada se desproporcione. Es un trabajo duro que requiere un juicio fuerte y, ocasionalmente, una piel gruesa. No todos están a la altura del desafío.

Pero, por mucho que la buena moderación implique experiencia y buen juicio, también se necesitan pautas comunitarias completas. Las directrices tienen varios propósitos. Una es enseñar a los miembros lo que es y lo que no es un material apropiado para la comunidad. La otra es darle poder al administrador de la comunidad – cuando ven algo mal, pueden señalar las pautas y probar que el puesto de un miembro está fuera de lugar.

4. Conocimiento de métricas y KPIs

Aunque la moderación es una parte importante de ser un manager de la comunidad, no es la descripción completa del trabajo. Por lo menos un conocimiento básico de las métricas y los indicadores clave de desempeño (KPI), y el deseo de aprender más a medida que avanza su trabajo, es importante para cualquier CM.

Parte de cualquier trabajo incluye algunas conjeturas o comprobaciones de intuición, pero si realmente deseas hacer crecer a tu comunidad a todo su potencial, necesitas abrazar completamente los datos. Aceptar los datos y las métricas no significa aceptarlos en su totalidad, sino que es necesario ser perspicaz y hacer un seguimiento de lo que es realmente útil para ti.

¿Cuáles son tus metas para la comunidad? ¿Incrementar la participación general de los socios? ¿Crear un programa de embajadores más eficaz? Decide una meta y sólo sigue la información que te ayude a alcanzarla y haz un seguimiento de tu progreso.

Es por eso que no sólo es importante saber cómo descifrar los datos, sino también saber qué datos son importantes y tener maneras efectivas de medirlos.

5. Conocer tu plataforma al revés y hacia atrás

La buena noticia es que hay muchas plataformas para elegir. La mala noticia es que todos son un poco diferentes. Por lo tanto, incluso si eres un manager de comunidad experimentado y tienes increíbles habilidades de moderación, todavía necesitas aprender las fortalezas, herramientas y peculiaridades únicas de tu plataforma. Claro que la plataforma no lo es todo, sus tácticas, estrategias y habilidades son cruciales, pero tu comunidad sufrirá si no sabes cómo usar todas las herramientas que tu plataforma tiene para ofrecer.

Aprovecha todos los cursos de formación específicos de la plataforma que puedas. Nunca sabes lo que no sabes, así que sal y aprende!

6. Empatía

La comunidad se trata de conectar. No importa cuáles sean tus objetivos más importantes: retener a nuevos clientes, reducir los costes de soporte, aumentar la notoriedad de la marca: al final del día, todo ese valor se crea simplemente conectándote.

Y una gran parte de la conexión es practicar la empatía, es decir, reconocer sin prejuicios la perspectiva de una persona y ser capaz de comunicar esa emoción.

La palabra “práctica” es intencional: la gente tiene que aprender empatía y mejorarla cuanto más la practica. Algunas personas son naturalmente mejores en la práctica de la empatía que otras, pero esto no significa que las personas que no son empáticas no puedan aprender, o que las personas que son empáticas no puedan mejorar.

community-manager-que-es

Las 9 Habilidades que Todo Community Manager Necesita

Cuando le dices a alguien que eres un community manager, probablemente te estás preparando para dos cosas. En primer lugar, que tendrá que explicar lo que eso significa -y probablemente ya tenga el tono de su ascensor en el bolsillo- y en segundo lugar, que tendrá que explicar con más detalle que no, no, no, que no es sólo un tweeter/facebooker/instagramer profesional de profesión. Suspire.

Sabemos que nuestros trabajos van mucho más allá de las redes sociales que ayudamos a gestionar, y algún día la mayor parte del mundo de los negocios también se pondrá al día. De hecho, tendemos a tener tantos hierros en el fuego que incluso puede ser difícil para nosotros saber qué es lo que nos hace tan buenos y adecuados para nuestros trabajos.

Lo hemos reducido para que sea mucho más fácil para ti.

Excelentes habilidades organizativas

Tener habilidades organizativas por encima de la media puede ser realmente una de las habilidades más importantes que ayudan a los community managers a mantenerse a la cabeza del juego. Hay tantas tareas diferentes, desde programar los puestos hasta responder a los miembros de la comunidad, manejar los informes y mantener los archivos de los medios en orden, los CM tienen mucho en sus platos. Por no mencionar el presupuesto, la gestión de proyectos que necesitan ser entregados en horas, la atención al cliente en los canales de los medios sociales, la lista sigue y sigue. Ser capaz de rastrear todo es esencial para realizar el trabajo.

Espíritu Creativo

Incluso si manejas un equipo que tiene amplios recursos y acceso a la ayuda creativa de redactores, diseñadores y artistas – y la mayoría de nosotros no tenemos ese lujo – es probable que todavía se le pida que haga una copia inteligente o que ayude con los diseños de marca o logotipos. Después de todo, es probable que seas la persona de su organización que mejor entiende a tu comunidad, por lo que recae sobre sus hombros el poder entender su espíritu y contar las historias que le ayudarán a cautivarlos y comprometerlos.

Amplia curiosidad

La curiosidad puede haber matado al gato, pero en el mundo de la comunidad, una mente curiosa es precisamente lo que necesitas para mantenerte a la vanguardia. La adaptabilidad es una necesidad en un paisaje que implica tecnologías y plataformas en constante evolución, consumidores cada vez más inteligentes y tendencias que aparecen y desaparecen en un abrir y cerrar de ojos. Y la mejor manera de ser adaptable es tener la suficiente curiosidad sobre el mundo que te rodea para buscar activamente lo que es nuevo y aprender las habilidades que necesitas para mantenerte a la vanguardia.

Mente Analítica

Aunque los análisis, las métricas y las hojas de cálculo no son necesariamente los aspectos más glamorosos de nuestro trabajo como gestores de la comunidad, pueden ser uno de los más esenciales. Después de todo, es importante que sepamos lo que funciona y lo que no funciona, para saber cuáles son los siguientes pasos. Usted es quien tiene que demostrar a los directivos cómo su compromiso con la comunidad está ayudando a promover los objetivos comerciales de la empresa. La única forma de hacerlo es recopilar activamente datos que puedan ayudarle a analizar y gestionar el progreso. Tener una mente analítica y capaz de leer los datos es esencial para hacer bien este trabajo.

Pasión y Lealtad

Si bien se trata de dos conceptos diferentes, en la gestión comunitaria son habilidades complementarias que se impulsan mutuamente. Como guardianes de los esfuerzos de narración de historias de nuestras marcas, es imperativo que creamos apasionadamente en lo que estamos haciendo. No puedes convencer a la gente de que vale la pena involucrarse con tu marca si tú mismo no tienes esa creencia básica. Piense en ello como si fuera tanto la animadora en la banda como la estrella del baloncesto al mismo tiempo.

Que es donde interviene la lealtad. A veces, vas a tener que lidiar con mucha negatividad en tu rol como administrador de la comunidad, ya sea por un paso en falso que tú o alguien de tu compañía hayan dado, porque algo más allá de tu control salió mal, o porque sólo hay algunas personas que son imposibles de hacer felices. Si usted puede mantener su enfoque en lo que es importante -su marca- y realmente creer en ello debido a la lealtad, usted será capaz de navegar las trampas y mantener a su comunidad avanzando por el camino correcto.

Paciencia

Una gran ventaja para nuestras próximas dos habilidades que todo community manager necesita. ¿El primero? Paciencia. Montones y montones de paciencia. Gran parte del trabajo gira en torno a la interacción en Internet con personas que a menudo tienen el anonimato de su lado. Lo que significa que no siempre están demostrando su mejor comportamiento y tú eres el encargado de lidiar con ello. Ser lo suficientemente paciente para escuchar y cortar a través de la negatividad hasta el fondo de cualquier queja es la clave para ser capaz de desescalar las situaciones delicadas que pueden surgir. Y eso, amigo mío, requiere paciencia y firme resolución para no tomarlo como algo personal.

Comprensión empática

En cualquier comunidad, incluso en aquellas que parecen ser bastante homogéneas, te vas a encontrar con un montón de personalidades diferentes. Eso puede suponer un reto a la hora de saber cómo comunicar un mensaje fuerte que se convierte en personal para tantos temperamentos diferentes. Un community manager hábil es empático y capaz de ver su marca a través de la perspectiva de todas las diferentes personalidades que se sienten atraídas por ella, con el fin de crear mensajes que resuenen en todo el mundo. Dado que los medios de comunicación social son cada vez más el lugar al que los consumidores acuden en busca de servicio al cliente, la empatía y la comprensión son esenciales para ayudarte a ayudarles.

Aún más, tener empatía y comprensión es esencial para poder entender no sólo qué tipos de contenido tienen éxito con su comunidad, sino también por qué lo tienen. Cuando usted entiende tanto el qué como el por qué, está mejor preparado para replicar los éxitos más fácilmente en el futuro.

Inteligencia en los negocios

El conocimiento de los negocios es un elemento importante dentro de lo que hacen los gerentes más exitosos de la comunidad. Y no es sólo para que hables el mismo idioma que el CEO de su empresa, aunque eso seguramente te ayudaría a generar aceptación dentro de su organización y a involucrar a sus grupos de interés.

Como CM, eres la cara pública y el embajador de tempresa. Lo que requiere una comprensión innata no sólo de las interacciones humanas, sino también de las interacciones empresariales. Es por eso que los community managers exitosos tienen al menos un conocimiento práctico del desarrollo de negocios y relaciones públicas, así como habilidades de negociación por encima de la media.

Visión intuitiva

Finalmente, el último ingrediente que hace a un community manager estelar es una clara visión de futuro. Debemos tener el dedo en la llaga en un paisaje que atiende a períodos de atención cada vez más cortos. Es nuestro papel involucrar a nuestras comunidades en la conversación y ayudar a construir bases comunitarias sólidas. Para ello, una gestora de la comunidad fuerte debe tener una idea de lo que su comunidad necesita en el presente y lo que necesitará en el futuro. No se trata de ver el futuro, sino de poder tomar decisiones informadas que muevan el dial.

El verdadero papel de un Community Manager en la empresa

A pesar del boom de las redes sociales, muchas empresas aún se niegan a contratar a un community manager dedicado que gestione la marca en el mundo online.

Sin embargo, quieren designar esa función entre varias personas o a alguien que ya tiene su trabajo y que no le va a dedicar la atención que merece ese cargo. Esto puede ocasionar que la comunidad no crezca o, peor, que crezca de manera errada, donde los números estén inflados artificialmente y exista realmente una comunidad consistente.

Un paso inteligente en toda empresa es formalizar cada rol, entre ellos, el de community manager, que tanta falta hace estos días donde la presencia en online es la carta de presentación de cualquier emprendimiento exitoso.

¿Qué hacen los community managers?

Si hay alguien en una empresa que debe saber y hacer de todo, este sería el community manager, como verás a continuación:

  • Apoyar a los líderes y participantes de la comunidad, ayudándoles a aprovechar al máximo las herramientas de colaboración.
  • Moderar las discusiones dentro de los grupos, estableciendo el buen comportamiento y guiando las interacciones.
  • Capacitar y educar a nuevos participantes en el uso eficaz de herramientas de colaboración.
  • Conectar personas con grupos relevantes, y hacer conexiones entre grupos.
  • Promover el valor de la colaboración y compartir los éxitos y beneficios que ya han surgido.
  • Apoyar la gobernanza general de los espacios de colaboración, incluidas las pautas de redacción y la participación en la planificación.

Estableciendo un community manager

Si bien algunos líderes naturales surgirán en espacios de colaboración, esto no debería dejarse al azar. En su lugar, las organizaciones deberían adoptar un enfoque ordenado para establecer community managers de primera mano y luego permitir que los roles evolucionen .

Los pasos requeridos incluyen:

  • Establece una gobernanza bien definida para la colaboración y las herramientas sociales desde el principio, e incluye la gestión de la comunidad.
  • Identifica cuántos community managers se necesitarán inicialmente y cuál será su lugar dentro de la organización.
  • Formaliza el rol de los CM, describiendo su propósito, responsabilidades y actividades en curso.
  • Proporciona una capacitación sólida para los CM, a través de una combinación de recursos online y apoyo personal.
  • Crea una comunidad para ellos, que ofrezca un espacio para el apoyo de compañeros y la resolución de problemas.
  • Incluye a los community managers en la planificación futura y la toma de decisiones sobre colaboración y herramientas sociales.

¿Pero cuántos necesitamos?

Dependerá del tamaño de la empresa y de la cantidad de tareas definir cuántos community managers vas a necesitar.

Para organizaciones pequeñas, o situaciones en las que la colaboración está restringida a unas pocas áreas comercial. Por tanto, todo lo que se requiere es un solo community manager a tiempo parcial. Este trabajo podría, por ejemplo, incluirse como parte de la función de trabajo de un comunicador interno.

A medida que la colaboración crezca, se necesitarán community managers adicionales. Por lo general, estos se ubicarán dentro de las áreas de negocios locales, responsables de facilitar las interacciones dentro de su área de la organización. De nuevo, este trabajo normalmente se incluiría (o se agregaría a) los roles de trabajo existentes.

Cuando la colaboración adquiere una importancia estratégica, la gestión de la comunidad debe formalizarse por completo. Esto debe incluir al menos un community manager de tiempo completo, más una red de los mismos más informales dentro de las áreas de negocios.

Si la colaboración es un negocio central para una organización, entonces es posible que se deban establecer múltiples community mangers. A menudo, esto está alineado con una estrategia de gestión del conocimiento que posiciona la colaboración como un elemento central.

Empieza con un poco de ayuda.

La necesidad de un community manager no debe verse como una barrera que impida el despliegue de herramientas sociales y de colaboración. En su lugar, comienza con solo unos pocos CM informales que reciben el apoyo y las habilidades para tener éxito.

A medida que se hacen evidentes los beneficios de la colaboración, refuerza el papel (y l cantidad) de los community. Esto acelerará el crecimiento de la colaboración dentro de la organización, además de multiplicar aún más el impacto. ¡Entonces ponte manos a la obra y busca esos CM!

TOP 14 CARACTERÍSTICAS PARA LOS COMMUNITY MANAGERS

Cada vez más las empresas utilizan las redes sociales empresariales para ayudar a los empleados a ser más productivos, comunicarse de manera más efectiva y colaborar de manera más eficiente. Es por ello, que la necesidad de una administración comunitaria es más vital que nunca. Community Management no es solo otra tarea que delegar en un equipo de comunicaciones con exceso de trabajo o en un interno, requiere características específicas para asegurar que su comunidad empresarial prospere.

Aquí están las características clave de los mejores Community Managers:

1.Visión para el futuro del trabajo

Los mejores Community Managers tienen una visión de cómo se verá el negocio con una comunidad activa y exitosa. Pueden compartir su visión elocuentemente con diferentes audiencias y explicar fácilmente los beneficios de una comunidad social empresarial en términos que todos puedan comprender.


2. Ambición y manejo

Es difícil encontrar un gran community manager que no tenga una gran ambición y que no sepa manejar el trabajo que realiza. Estos son las actividades a las discusiones continuas, el intercambio de conocimientos y la innovación continua que ocurren en las empresas hoy en día. Se dedican a hacer del trabajo social una realidad.


3. Experiencia con tecnología

Es vital para los community managers conocer las herramientas que ayudan a administrar por dentro y por fuera la empresa. Independientemente del nivel de empleados con el que estén hablando, deben poder responder las preguntas más básicas sobre la funcionalidad hasta el uso de casos para ejecutivos. Las certificaciones, las clases y las conferencias ayudan a estos a mantenerse al día sobre las tendencias y las nuevas actualizaciones de herramientas.


4. Empoderar a los demás

Los community managers deben ser visibles, su éxito provienen de su capacidad para inspirar y capacitar a otros. Las plataformas de comunicación son valiosas si los empleados las ven como un lugar adecuado para preguntar, compartir y participar. Los community managers deben poder darles a los empleados la confianza y la motivación para usar las herramientas.


5. Habilidades de comunicación offline

Son expertos de la comunicación con las personas online en sus plataformas, pero también tienen fuertes habilidades en persona. Pueden realizar gran variedad de funciones desde reuniones con la junta directiva, hasta conocer de manera informal a los empleados a través del café para conocer mejor a estos.


6. Flexibilidad y adaptabilidad

Al igual que la tecnología utilizada para las redes sociales empresariales, los community managers necesitan adaptarse y cambiar rápidamente. El entorno laboral siempre está cambiando para satisfacer las demandas de los clientes, y los community managers deben poder ajustar su estilo de trabajo para aceptar esos cambios y asegurar que sus herramientas también estén evolucionando.


7. Habilidades para resolver problemas

Pasar a una forma digital de trabajar y tener una plataforma online no es una tarea fácil. Los community managers tienen que lidiar con los problemas diariamente y resolverlos rápidamente debido a la naturaleza rápida de las redes sociales. Ser capaz de solucionar creativamente los problemas de tecnología para convencer a los empleados indecisos sobre el valor de la empresa social es parte del trabajo.


8. Conocimientos de organización

Las grandes comunidades comienzan con una gran comprensión básica de cómo funciona la empresa actualmente y cómo se pueden implementar las redes sociales empresariales para ayudar a esos procesos y funciones. Los community managers deben tener un conocimiento sólido de las diferentes unidades y líneas de negocios, el estilo de liderazgo y gestión, y las iniciativas actuales. Además de traducir todo eso a la estructura de la empresa.


9. Habilidades de organización y planificación

La construcción y administración de la comunidad involucra muchas partes móviles, desde la tecnología hasta los grupos de usuarios. Los community managers deben estar bien organizados para garantizar que todo, desde los análisis analizados, los casos de uso creados y rastreados, los defensores y patrocinadores apoyados, hasta las preguntas cotidianas que se abordan, están sucediendo. Priorizar las necesidades en una comunidad es una necesidad.


10. Pasión por ayudar a los demás

Los community managers son algunos de los empleados más apasionados que conocemos, específicamente apasionados por ayudar a sus compañeros a tener éxito en sus puestos. Esta pasión es evidente ya que trabajan incansablemente para volver a involucrar a los grupos inactivos, motivar a los equipos indecisos a probar una nueva forma de trabajar y hacer crecer sus comunidades digitales de manera constante.


11. Entendiendo los puntos de vista de otros / fiabilidad

Cuando se implementa una red social empresarial, o simplemente se intenta aumentar el uso de una plataforma existente, los community managers deben ser capaces de comprender las perspectivas de muchas partes interesadas diferentes. Deben ser capaces de escuchar y comprender los objetivos, preocupaciones e ideas de muchos empleados diferentes y relacionarlos rápidamente con las redes sociales de la empresa.


12. Habilidad de marca

Los community managers necesitan una comprensión clara de la marca detrás de su red social empresarial. Deben entender qué es lo que el negocio está tratando de lograr con estas herramientas sociales y, lo más importante, cómo se conecta con la misión y el valor de la empresa. En su rol cotidiano, los community managers viven la marca.

13. Juicio equilibrado

Los community managers a menudo tienen que lidiar con muchas expectativas, presiones y demandas de diferentes partes interesadas a medida que se implementan las redes sociales empresariales. Los mejores pueden retroceder, evaluar situaciones en contexto y hacer las mejores recomendaciones para la comunidad en general.

14. Recursos

Una parte fundamental de ser un community managers exitoso es la capacidad de, con demasiada frecuencia, construir una comunidad de la nada. La mayoría de las empresas actualmente no tienen la infraestructura o los procesos comerciales para sostener una. Por lo tanto, los community managers deben trabajar a través de innumerables restricciones comerciales para crear una comunidad activa en la que los empleados quieran unirse y participar.

Lo que nadie le dice a los Community Managers: como crear una comunidad digital de calidad

Cuando piensas en una comunidad online, ¿qué te viene a la mente? ¿Piensas en un foro, un grupo de Facebook o una red social llena de miles o millones de usuarios que chatean constantemente? O quizás imagines un grupo relativamente pequeño de unos cien miembros que sienten pasión por un tema común.

Construir con éxito una comunidad online es a menudo uno de los logros más grandes y desafiantes para cualquier profesional en la web, ya que es algo que no sucede de la noche a la mañana. Literalmente, hay que sudar la gota gorda para crear una comunidad relativamente decente.

Independientemente de si buscas algo grande o pequeño, con el esfuerzo adecuado, puedes construir con éxito una comunidad activa que fomente la colaboración.

Consejos para empezar

No puedes construir una comunidad al azar. Debes tener muy claros los objetivos de tu marca y, en base a eso, empezar a crear el perfil de tu comunidad. Por ejemplo, si tienes una peluquería infantil, no te sirve de mucho crear contenido para niños. Debes atraer a sus padres, que son quienes llevarán a los niños y, más importante, quienes van a pagar.

Luego toma esos puntos clave y utiliza encuestas y entrevistas a usuarios para obtener datos adicionales que pueden ayudar a definir a tu comunidad.

Debes informar a la comunidad que serán escuchados, haciendo que el usuario se sienta cómodo cuando está online, lo que los alentará a quedarse y contribuir. Por ejemplo, responde comentarios y haz alusiones en tus publicaciones, como “la otra vez comentaron que…”.

Piensa fuera del molde cuando te comuniques con tu comunidad, los mensajes unilaterales ya no funcionan como antes. Utiliza toda la información que tienes, los community managers deben asegurarse de mantener siempre un montón de notas. A los usuarios les encanta cuando otros les reconocen su participación o recuerdan algo que dijeron.

Para aumentar el engagement en las redes sociales, crea sorteos y desafíos con hashtags, retweets, me gustas y haz que la gente lo comparta. Por ejemplo, comienza una sección todos los martes bajo el hashtag #MartesDeAprender donde des consejos o datos curiosos. Por otro lado, dedica los sábados a reconocer a un seguidor activo. En seguida verás cómo empieza un juego interesante entre la comunidad y tú.

Las dos “C”

Cuando comiences a planificar tu comunidad online, recuerda las dos C: consistencia y contenido. No se trata solo del trabajo que realizas, sino de lo que la comunidad proporciona a sus usuarios. ¿Qué valor puedes aportar a la red que nadie más puede? Tal vez sea una sugerencia diaria, un seminario web semanal o un libro electrónico exclusivo. Sea lo que sea, la clave aquí es agregar valor y conocimientos únicos que no se pueden encontrar en ningún otro lugar. Porque, si tienes una marca de social media, hay al menos otras quinientas mil. ¿Qué hace que una persona te escoja a ti y no a las otras?  Pregúntate eso constantemente.

Ahora, no se trata solo del contenido, sino también de la consistencia. Debes estar siempre presente en algún lado del timeline, recordarles constantemente que existes, para crear un hábito en tu comunidad.

Las herramientas

Si estás buscando despegar con todas las de la ley e incluso ya tienes un sitio web de WordPress, integrar BuddyPress es una opción simple pero poderosa para comenzar. Ten en cuenta que BuddyPress puede ser excesivo para muchas situaciones. Dado que está diseñado para ser una red social completa, es posible que desees simplificarla para que se ajuste a tus necesidades particulares, ya que al principio quizás no vas a necesitar todas las funciones.

Si lo que buscas en un sitio donde comunicarte con tu equipo, compartir archivos y estar siempre en contacto, lo que necesitas es Slack. Es gratis y muy intuitivo. También está Evernote, donde puedes crear notas rápidas y compartirlas con quien quieras de manera instantánea.

Otras herramientas esenciales incluyen:

  • Hootsuite: La mejor aplicación para programar contenido, conocer estadísticas y reunir todas tus redes sociales en un solo sitio
  • BRAND24: el control del sentimiento de la marca, siempre tiene una idea de lo que dice la gente sobre tu empresa. Ideal para mantener un monitoreo.
  • Twitter Analytics y Audiense: todo lo que necesitas saber sobre Twitter en un solo sitio.
  • Pinterest Analytics: si utilizas Pinterest, definitivamente esta es indispensable para ti.

Con estos consejos, estás listo para construir la mejor comunidad online desde cero. ¡Solo necesitas ser constante y atento a lo que dicen!

La importancia del CM en el desarrollo de tu empresa

Si bien la función de un community manager no es nueva (los foros online han tenido community managers que han monitorizado las conversaciones durante años), el “nuevo” CM tiene una función más amplia. Ahora si, se reconoce como una parte clave del arsenal de marketing de una empresa, puede ser de gran beneficio para las startups.

El rol de community manager podría ser la pieza que falta del rompecabezas de la contratación de nuevas empresas. Mientras algunos están empezando a ponerse al día y contratar esta posición, animo a las empresas nuevas a aprender más sobre cómo esta posición puede ser una pieza clave en el juego.

Muchos teóricos del tema describen al community manager como una persona que es responsable de la estrategia de marketing general, incluida la creación de contenido, las relaciones públicas, la coordinación de eventos, el desarrollo de negocios y la atención al cliente. Según esto, demuestra que un community manager es verdaderamente un rol que lo abarca todo.

Para una empresa que crea conciencia sobre su producto o servicio, un community manager puede ser crucial. ¿Cómo puedes vender tu producto / servicio si la gente no sabe quién eres? Si bien los grandes departamentos de marketing pueden abordar este conocimiento a través de tácticas B2B o B2C, un community manager puede abordar el marketing desde un enfoque P2P.

¿Qué es una comunidad?

La comunidad de la que es responsable un community manager puede variar, pero generalmente son clientes de nuevas empresas, organizaciones colaborativas, otras compañías e incluso miembros internos de su equipo. El objetivo final de un community manager es expandir su comunidad.

Aquí hay tres razones por las que una empresa nueva debería considerar contratar a un administrador de la comunidad:

Son una extensión de tu marca.

Las empresas sin rostro están quedando obsoletas. La gente anhela la familiaridad; quieren ver una cara reconocible y asociar esa cara con su marca.

Los community managers pueden ayudar con la incorporación de nuevos miembros para garantizar que se sientan bienvenidos.

Esta persona será una representación ambulante y elocuente de tu marca, por lo que la cultura es importante. Según Juan Mendez, community manager en FoundersCM: “[Un CM] es un portavoz apasionado que representa a la marca y comparte con otros exactamente lo que tu startup puede ofrecer”.

El CM gestionará todos tus canales sociales. Su comunicación deberá ser sobre la marca, y el contenido, desde los tweets hasta las imágenes, también debe reflejar la misma. Esta es otra razón por la que necesitan entender y adaptarse a la cultura de la empresa.

Se relacionarán con las personas y serán un punto de contacto tanto en persona como en línea para las personas dentro de tu comunidad.

Pueden facilitar asociaciones significativas

Un CEO de una empresa nueva es importante, pero cuando la empresa comienza a crecer, los líderes pueden estar demasiado dispersos y no tener el tiempo para asistir a todos los eventos de la industria o la oportunidad de crear una red. Aquí es donde un community manager puede brillar.

Esta persona no debe confundirse con un vendedor, cuya responsabilidad es generar más negocios. (Aunque las asociaciones que facilita un community manager tienen el potencial de ayudar a generar nuevos negocios).

José Gallardo dice: “[Un community manager] es alguien que se comunica con la gente, para establecer nuevas conexiones que en el futuro crearán un beneficio mutuo que ayude a dos nuevas empresas a colaborar“.

Como dice Gallardo, un community manager puede facilitar asociaciones y relaciones de una manera mutuamente beneficiosa. Por ejemplo, si tu empresa necesita ayuda con relaciones públicas o asesoramiento de crecimiento, busca asociaciones que puedan ayudarte con tus puntos débiles. A cambio, tú puedes ofrecer tu experiencia.

Un community manager debe asistir constantemente a reuniones y eventos sociales, los cuales son el momento perfecto para establecer relaciones y conocer gente del medio que pueden ser de ayuda en un futuro.

Pueden monitorear la “salud” de los miembros de la comunidad internos y externos

En las primeras etapas de un inicio, es posible que no tengas un profesional de recursos humanos dedicado, alguien que supervise cómo se sienten las personas de tu comunidad

Asegurarse de que la cultura de la empresa se viva de manera auténtica dentro de una empresa es responsabilidad de un director general, pero a nivel de planta también se puede encargar a un community manager. Ellos pueden garantizar que las personas se sientan cómodas y prosperen en el entorno de la oficina.

Un community manager también puede comunicarse con las personas y asegurarse de que se estén adaptando bien a la comunidad. Ayudan con la incorporación de nuevos miembros para garantizar que se sientan bienvenidos. Organizan eventos y coordinan iniciativas comunitarias para ayudar a todos a sentirse incluidos.

A veces, esta puede ser la cara familiar que ven tus clientes, el primer hola. Esto es especialmente importante cuando recién comienzas  y los clientes desean saber que tu inicio tiene presencia. En un evento, esta persona puede participar en un entorno externo con sus clientes o miembros potenciales de la comunidad, esto va más allá de la gestión de las redes sociales.

No le estás pagando lo suficiente a tu Community Manager y aquí te digo por qué

Párate un momento a pensar quién es el miembro más importante de tu equipo. ¿Quién es el que vende tu marca en las redes sociales? ¿El que está atento de cualquier crisis para cortarla de raíz? ¿El que conoce a tus clientes más que nadie? Y esa persona quizás ni siquiera tiene un cargo oficial, o es freelance.

Si no haces nada después de haber leído esas palabras, ve a abrazar a esa persona ahora. Lo digo en serio. Se lo merece, y otros 100 abrazos a lo largo de todo este tiempo. Si te preocupa que pueda sentirse incómodo, no lo estará. A todos los community managers les gustan los abrazos. Es lo que hacemos online y en la vida real todo el día, todos los días. Abrazar digitalmente a los necesitados, o aquellos que celebran victorias grandes y pequeñas. No es lo suficientemente frecuente que nuestros jefes abran sus brazos y devuelvan el gesto.

Los abrazos son geniales y también lo es la apreciación, pero ¿cuál es el valor real de la comunidad?

Tu comunidad es tu IP. Es el único activo defendible que tienes desde el primer día. Cada persona que elige ser leal a ti y tu marca no tiene precio y es obligatorio que no te restrinjas financieramente cuando se trata de invertir en ellos. Los community managers son la mejor inversión que puedes hacer cuando se trata de tu comunidad.

Le tienes que pagar a tu community como le pagas a tus programadores. Lo que las personas a menudo olvidan es que sin una comunidad, no hay una audiencia para la cual desarrollar o construir. Solo porque lo construyes no significa que vendrán, alguien tiene que venderlo, promocionarlo y brindar atención constante.

Gestión Comunidad 24/7: CM

La forma en la que veíamos en antes a la comunidad de una marca ha muerto, y nació una nueva generación que está mucho más informada, que sabe lo que quiere y que incluso quiere participar en decisiones dentro de la marca. Ya no es que debemos dar y ellos solo reciben, ahora debe existir una relación más bilateral, una cocreación.

Muchas empresas le pagan a sus community managers cerca de la mitad del sueldo de sus programadores, lo cual es bastante preocupante.

Lo peor de todo es que la parte más estresante de la empresa se la lleva día a día el community manager. Es posible que el director general o cualquier otra persona también enfrenten situaciones difíciles, pero el community, como cara de la empresa y nexo entre esta y la comunidad, es quien se encarga de tratar con las personas, y eso no siempre es lo más fácil. Clientes insatisfechos, personas sin oficio, requerimientos extraños… En el mundo de internet cualquier cosa es posible, y nadie lo sabe mejor que un CM.

Como cualquier trabajo que requiera tratar constantemente con personas, hay que lidiar con emociones. Para ser community manager, hay que ser empático, tanto para comprender a las personas como para saber qué mensaje lanzar y cómo para que tenga éxito en una comunidad. Muchas veces dentro del mismo equipo de trabajo habrán logros, fracasos, éxitos, desilusiones, lágrimas y risas, y no hay que dejar que eso interfiera con el trabajo o, peor, con las horas de las publicaciones. Los CM a diario están expuestos a un montón de emociones diversas y que vienen de diferentes fuentes. Equilibrar todo eso y no permitir que te hunda es definitivamente una clase de superpoder.

Flexibilidad horaria: CM

Una de las cosas más complejas de ser community manager es que a veces la línea entre el trabajo y tu tiempo personal puede ser muy difusa. A menudo te vas a encontrar en reuniones familiares pegados al teléfono porque hay una crisis en la marca que deben resolver de inmediato. O cuando un cliente escribe a las 2am preguntando si abren al día siguiente. Flexibilidad horaria. La realidad es que responderle o no puede suponer la diferencia entre perderlo, o a veces simplemente responder un comentario a las 3am significa mucho para una persona, y eso un CM lo sabe y es sagrado para él.

Si en algún momento ocurre una catástrofe, como que se caiga la página o no puedan entregar algún producto (o ninguno), quizás no sea la tarea del community manager resolver el problema de raíz. Sin embargo, sí es su responsabilidad dar la cara, ofrecer disculpas y recompensarlo de alguna manera. O, en casos extremos, desviar la atención mediante tácticas de brujería que solo él conoce. Definitivamente, un buen manejo de las crisis te puede hacer mantener estable tu comunidad a pesar de que todo se desmorone a tu alrededor.

Cuando un community manager opina, no es porque él piensa que eso sea así y ya, es porque es lo que observa en la comunidad y un resumen de las peticiones de la misma. Recuerda que él es quién está ahí literalmente 24/7 escuchando y buscando para luego comunicártelo a ti. Y a las personas les gusta ser escuchadas y que les den lo que quieran, por lo que es muy importante seguir las recomendaciones del CM.

Los community managers no saben decir que no. Esto es bueno para ti pero malo para ellos, porque así estén en un sueño profundo a las 4am, si los llamas probablemente te van a escuchar. Y harán cambios necesarios en la comunidad digital para cambiar de inmediato porque al cliente al otro lado del mundo no le gustó y debía ser publicada ese día.

Conclusión

En conclusión, un buen community manager marca la diferencia entre una marca mediocre y una buena, que tiene excelente relación con su comunidad. Después de todo, ya la competencia no está en el producto que ofreces, si no en el servicio que das al hacerlo, tanto antes como después de la compra.

Ahora ve a abrazar a tu CM y dale un aumento si no lo has hecho ya.

Principales funciones de un Community Manager | Gestión de la Comunidad

¿Sientes que tienes una realmente buena relación con tu comunidad? Que reconoces a tus seguidores más atentos, que tienes un grupo que siempre comentan tus publicaciones y que incluso te envían mensajes directos. ¿No? Créeme que esto puede tener un gran impacto positivo en tu marca, así que sigue estos consejos para que puedas estrechar tus relaciones con esas personas que día a día esperan que des señales de vida.

¿Por qué debes generar engagement en tus fans?

Ser un buen community manager comienza desde lo más básico, como saludar, agradecer a todos los seguidores por estar ahí y procurar siempre promover contenido de valor.

Pero si eso es lo único que te preocupas por hacer, es probable que tengas un bajo engagement porque tu audiencia no tiene una verdadera conexión con tu marca. Ellos pueden decir que simplemente estás yendo por la estrategias básicas.

Para tener un engagement verdadero y consistente, tu audiencia necesita sentirse como si estuvieras invirtiendo en ellos, no solo haciendo tu trabajo.

Cuatro formas en que puedes demostrar que estás comprometido con ellos (y alentarlos a comprometerse contigo) es ser vulnerable, generoso, interactivo y agradable. Si eres capaz de hacer eso, puedes llevar tus relaciones en las redes de simplemente amistosas a profundas y, eventualmente, rentables.

Estos son cuatro rasgos que todo community manager exitoso debe poseer:

Demuestra vulnerabilidad para conectar

En primer lugar, a las personas les gusta ayudarse y apoyarse mutuamente. Por lo que darle a alguien la oportunidad de sentirse valioso y útil es una buena manera de fortalecer una relación. Cuando admites que estás equivocado, no sabes nada o no necesitas ideas, los demás responden a esa vulnerabilidad. Ellos quieren ayudar.

Las redes sociales pueden ser un lugar hostil, donde cientos de personas están ávidos de un error para echarse encima, lo que te hace pensarlo dos veces antes de pedir disculpas y reconocer un error.

Cuando ofreces una disculpa sincera, tienes más posibilidades de tener una reacción positiva. Reconoce tu fallo y explica por qué estuvo mal. Haz un seguimiento de tu plan para cambiar tu comportamiento y luego cumple con esa promesa.

La incertidumbre también se traduce en vulnerabilidad y brinda una buena oportunidad para conectarte con tu audiencia online. Por ejemplo, puede haber ocasiones en las que sepas que tienes que hacer algo, pero no sabes cómo hacerlo. Una buena opción siempre es preguntarle a la comunidad, ya que el contenido es creado para ellos. Por ejemplo, un refrescamiento de marca o una nueva sección.

Pedir ayuda e ideas puede ser complicado. Hay una cuestión a tener en cuenta aquí: quieres pedir ideas, pero no quieres que parezca que tu cerebro se secó. Para esto, haz preguntas concretas con respuestas de selección simple, y no algo demasiado abierto y confuso.

Cuando le pidas ayuda a tu comunidad, explica el problema y puedes dar detalles sobre lo que has considerado. Así ellos te pueden decir si les parece bien o si tienen otras ideas. Será como una creación en conjunto y no algo unilateral, venga del sentido que venga.

Ofrece una generosa promoción y compártela 

Dar, dar, dar. Dar información. Dar risas, dar apoyo. Dar tu tiempo.

En segundo lugar, el camino a los corazones de tus seguidores es brindar generosamente, tu atención y tu experiencia, sin la expectativa de reciprocidad. Deja claro que no tienes otra intención más que ser útil y construir relaciones más sólidas.

Puedes aprovechar la generosidad compartiendo tu conocimiento y contenido, compartiendo el buen contenido creado por otros y mostrando aprecio por los seguidores (ya sea como grupo o reconociendo a un individuo).

Tu comunidad acude a ti por tu experiencia, por lo que lo mejor que puedes hacer es compartir tu conocimiento cuando te lo pidan. Mientras lo haces, responde directamente a las preguntas de tus fans y explica por qué su respuesta es útil.

¡Crea un enlace acortado a tu contenido para que puedan hacer clic y compartirlo si están de acuerdo con lo que dices!

Promover contenido es necesario (y esperado), pero es aún mejor si puedes dirigir la atención a otras personas al promover su contenido. Generar una gran atención a los demás construye una relación con esa persona y refuerza tu papel como recurso de información con tu comunidad.

Al dirigir a las personas hacia el contenido de otra persona, sigue la misma guía que para compartir tu propio contenido: explica por qué es útil y proporciona un enlace acortado. Asegúrate de mencionar al creador del contenido por nombre para que sepa que estás dirigiendo a las personas hacia ellos.

Normalmente pensamos en nuestra audiencia en línea como un grupo grande y homogéneo, ¡pero no lo es! Es un grupo de personas individuales que han tomado medidas para conocerte y dedican su tiempo a tu marca. Distinguir a la gente por apreciación demuestra que eres consciente de lo que sucede a tu alrededor y que te importa cada uno de ellos.

Cuando reconozcas a fanáticos o seguidores, menciónalos por nombre (o nombre de usuario) y cuéntales a todos por qué estás contento con ellos. Incluso puedes darles un poco de tráfico adicional al compartir un enlace a su contenido.

Construye confianza con interacción consistente

En tercer lugar, los humanos son muy buenos para detectar falsas actitudes. Por lo general, puedes saber cuándo alguien realmente se preocupa por ti y cuándo están tratando de deshacerse de ti para que puedan volver a su día a día, ¿no?

Tus seguidores no son diferentes. Pueden olfatear tu falta de interés como si un perro oliera un hueso. No puedes simplemente construir una comunidad a base de respuestas automáticas, se ven falsas porque son falsas.

Si quieres crear una comunidad sólida, dedícale tiempo a cada uno como individuo. Puede representar un crecimiento más lento, pero estarán más comprometidos contigo y tendrás ahí seguidores acérrimos dispuestos a defenderte en cualquier situción.

Saluda a los fans por su nombre si los conoces, o el nombre de usuario si no. Puedes hacer que tu saludo sea aún más personal mencionando algo sobre su trabajo o su relación contigo.

Si alguien comparte tu contenido, especialmente sin haberlo preguntado, es una buena forma de expresar tu agradecimiento.

Si tu agradecimiento es público o privado, depende del foro en el que estés. De cualquier manera, agradéceles por su nombre, menciona lo que hicieron y por qué lo aprecias. Si corresponde, haz un seguimiento con un fragmento de contenido o un recurso que continúe la conversación.

Haz que la personalidad sea parte de la proposición de venta

Por ultimo, la mayoría de los community managers y los social media managers que trabajan para grandes corporaciones tienen poca o ninguna opción en cuanto a cómo se presentan a sí mismos o la información que comparten.

Si tienes la oportunidad de integrar un poco de personalidad con tus actualizaciones, ¡aprovéchalo! Mostrarte como un ser humano hace una gran diferencia en cómo tus seguidores o contactos te perciben. A las personas les gusta conocer a la persona detrás de una marca, y pueden hacer cosas por ellos.

Piensa en un par de tus hobbies o intereses y menciónalos de vez en cuando, para que los seguidores puedan identificarse contigo, o cuenta anécdotas de tu vida mientras hablas de un tema relacionado a la marca. Tampoco conviertas todo en un blog personal, la clave es encontrar un equilibrio entre el tono personal y profesional.

A medida que vayas encontrando ese balance, define las líneas que no cruzarás. Por ejemplo, a menos que el tuyo sea un tipo de negocio muy específico (por ejemplo, política o religión), evita a toda costa hablar sobre temas demasiado polémicos.

El debate es bueno, pero es preferible que la discusión se centre en tu nicho e industria en lugar de guerras de fuego al azar y completamente innecesarias (que generalmente se producen cuando las compañías comparten o comentan sobre temas controversiales).

Conclusión

En conclusión, la clave es ser auténtico y espontáneo de una forma calculada, si eso tiene sentido. Ser real con tu comunidad y no solo una máquina más que está ahí porque le pagan. Disfruta tu trabajo, hazlo con pasión y verás como tu comunidad empieza a crecer y a ser cada vez más sólida.